El Ying y el Yang del colesterol: lo bueno y lo malo

El colesterol es fundamental para el correcto funcionamiento del organismo, el problema surge cuando se acumula.

El Ying ¿cómo actúa el colesterol bueno?

El colesterol bueno es aquel que se produce de forma natural en el organismo, impide que el colesterol malo se acumule en los vasos sanguíneos y ayuda a fabricar sustancias importantes necesarias para la vida como: los estrógenos, la testosterona, el cortisol y la vitamina D, que ayuda a mantener los huesos fuertes.

El Yang ¿cuál es el lado negativo del Colesterol?

La cara mala del colesterol aparece cuando éste se encuentra en exceso, no se metaboliza ni logra eliminarse; esto provoca su acumulación y con ella graves problemas para la salud.

El taponamiento de las arterias es la complicación más frecuente y la más grave; puede causar obstrucción del paso normal de la sangre, los tejidos se quedan sin oxígeno y empiezan a morir las células de los órganos.

Es el caso de los infartos del corazón o las trombosis cerebrales, donde una parte del corazón y el cerebro han muerto y ya no pueden funcionar correctamente. Si tu médico te ha recomendado bajar los niveles de colesterol debes ponerte en marcha cuanto antes, esta enfermedad se puede tratar, siempre y cuando se detecte a tiempo.

¿Cómo medir el colesterol bueno y el malo?

En general el colesterol se mide a través de un examen de sangre que debes realizarte en ayunas.

El colesterol bueno se refleja en las lipoproteínas de alta densidad o las HDL; por su parte, el colesterol malo se puede analizar con las lipoproteínas de baja densidad o las LDL.

Tener elevadas las lipoproteínas HDL nos protege de enfermedades del corazón; ellas actúan sobre los vasos sanguíneos previniendo la formación de trombos y como sustancias antioxidantes.

Así mismo, tener elevadas las lipoproteínas LDL es una condición muy peligrosa que puede terminar en un infarto del corazón o una trombosis cerebral.

Es importante que te haga chequeos del colesterol con regularidad, esto te ayudará a prevenir una complicación mayor en el futuro.

Existen diferentes formas de regular el colesterol en tu cuerpo y una de ellas es ¡tu alimentación! Haz clic en el siguiente artículo para conocer algunos tips que pueden mejorar tus hábitos alimenticios.

Reglas de Oro en tu Alimentación

¿Quieres controlar tu presión arterial, evitar un infarto y fuera de eso, bajar de peso? ¡Fácil!, has cambios en tu dieta. Disfruta tus alimentos, pero come menos; evita porciones de gran tamaño. Antes de comer, piensa en lo que te vas a servir. Los vegetales, frutas, granos integrales, productos lácteos bajos en grasa y carnes…

Cardiología
COL2206728